Google+

Martes 7 de mayo de 2013

Opel RAK e Concept

El concepto de construcción ligera del RAK e se basa en la utilización de un chasis tubular de acero bajo la “piel” de material sintético convencional. Esta construcción permite unos altos niveles de seguridad, así como un precio asequible.

Opel ha evitado deliberadamente la utilización de costosos materiales composite en su filosofía de diseño ligero de peso, para mantener la movilidad eléctrica accesible para el mayor número de gente posible.

El nombre “RAK e” rememora el espíritu pionero de Fritz von Opel y su revolucionario coche propulsado por cohete del siglo pasado. En 1928, el RAK 2 catapultó al nieto del fundador de la compañía, Adam Opel, hasta alcanzar una velocidad máxima de 228 km/h. La “e” no sólo significa eléctrico, sino que también recoge la idea de los innovadores coches experimentales.

“El RAK e está inspirado en nuestra rica experiencia en electro movilidad, sobre todo por el Ampera”, explica Mark Adams, Vicepresidente de Diseño. “Este progresivo concepto está creando una nueva clase de coches eléctricos; es a lo que a la movilidad del futuro con “mi primer e-Opel” se puede parecer. Estamos ansiosos por ver la respuesta de los visitantes del salón”.

Diseño: diversión + funcionalidad

El potencial del espectacular vehículo experimental se refleja en su innovador diseño. La carrocería está realizada en material sintético completamente reciclable, el habitáculo con dos asientos en tándem tiene reminiscencias de un planeador. Gracias a la gran carlinga del habitáculo, tanto el conductor como el acompañante disfrutan de una agradable sensación de espacio y visibilidad en todas direcciones. El asiento delantero, la columna de dirección y el apoyabrazos basculan hacia adelante para facilitar la entrada y salida; el control remoto a través de un Smartphone incrementa el efecto óptico de esta acción. Los pedales y la columna de dirección se ajustan a la estatura del conductor.

El carácter deportivo de este biplaza queda destacado por los componentes visuales del chasis, como los discos de freno integrados en las ruedas o el brazo basculante trasero derivado de una motocicleta. Las ruedas traseras aumentan la agilidad con una anchura de vías de sólo 600 mm.

Los objetivos de desarrollo – prestaciones dinámicas, baja masa y óptima eficiencia unidos a la máxima simplicidad – se reflejan en la apariencia. Joven, concientizado con el medio ambiente, o fan de la tecnología, el RAK e atraerá a una gran variedad de clientes para los cuales el aspecto cool de un coche eléctrico es tan importante como su consumo de energía.

Con alrededor de 3 metros de largo y 119 cm de alto, el aerodinámico RAK e ofrece conducción sin emisiones a mínimos costes. Tras cargar la batería durante tres horas (pensando en un coste de aproximadamente 1 euro, al comenzar su posible venta en Europa en 2014), el vehículo experimental tiene una autonomía de hasta 100 kms. Esto es el resultado del bajo peso, la minima area frontal, la baja resistencia a la rodadura y a la gran eficiencia del sistema de propulsión eléctrica.

El consumo de energía por persona es diez veces inferior al de un económico coche pequeño. El habitáculo incorpora pantallas que muestran el estado de carga de la batería o el punto de recarga más próximo, sistema de información/comunicación y climatización.

Inicio a edad temprana: conducción eléctrica con 16 años

Una amplia gama de opciones en una gran variedad de colores, los materiales y las formas permitirán a los clientes personalizar el RAK e a su gusto. Pinturas atractivas, con fuertes contrastes con el techo y futuristas luces LED, están destinadas de lleno a los clientes más jóvenes, “un grupo de clientes para los que tenemos más ideas que nunca”, dice Mark Adams. Dependiendo de la legislación de cada país, incluso los jóvenes de 16 años pueden empezar su experiencia como conductores en el RAK e, limitando la velocidad máxima a 45 km/h.

Con un peso de 380 kg, el RAK e pesa la tercera parte que un coche pequeño moderno. El diámetro de giro de sólo 5,5 m hace del coche experimental el vehículo ideal para moverse por la ciudad. La velocidad máxima proyectada de 120 km/h y la aceleración de 0 a 100 km/h en menos de 13 segundos, demuestran que la filosofía de movilidad urbana de Opel incluye la capacidad para circular por las vías rápidas del extrarradio. El RAK e necesita muy poca energía para desarrollar esas prestaciones – la potencia máxima es de 49 CV/36,5 kW; 14 CV/10,5 kW están disponibles de forma constante. La utilización de la batería de 5 kWh permite una autonomía de 100 kms, lo que corresponde a un consumo de combustible de sólo 0,6 litros de gasolina. Sobre un recorrido anual de 10.000 kms el consumo de energía del RAK e sería tan bajo como 525 kWh. Esta energía puede ser suministrada por un panel solar de 500 W de cinco metros cuadrados instalado en el tejado del garage.

Making of

Fuente: Opel

COMENTARIOS