Google+

Martes 11 de marzo de 2014

Peugeot 108 Tatoo Concept: con la piel del león

Con la ayuda de Xoil, el Peugeot 108 Tattoo Concept asocia la práctica del tatuaje a un soporte inédito como la carrocería de un coche para llevar la personalización al extremo.

La marca del león y el artista del tatuaje Xoil se han asociado para presentar un ejemplar único del nuevo Peugeot 108, que se presentó en el Salón de Ginebra. El tatuador, de renombre internacional, ha revolucionado el mundo del tatuaje con su particular visión del mismo. Su estilo mezcla tramas gráficas con motivos surgidos de la historia del arte y de la ilustración. En esta oacasión, utiliza el coche urbano de la marca para mezclar su propio universo con el de Peugeot. El resultado es una performance inédita en el mundo del automóvil y en el mundo del tatuaje. La obra forma un todo con el coche.

El Peugeot 108 Tattoo Concept asocia la práctica inmemorial del tatuaje a un soporte inédito como es la carrocería de un coche para llevar hasta el extremo la idea de la personalización automovilística. Para ello, la marca ha facilitado al artista Xoil explotar todo su talento y realizar una obra única utilizando las dimensiones y las curvas del vehículo, tan distintas de las del cuerpo humano. Como una evocación de esta materia, el 108 Tattoo Concept está recubierto de una pintura cobriza dorada parecida al color de la piel. Sobre esta base, el motivo mezcla tradición y contemporaneidad.

Xoil ha rebuscado en el ADN y en la historia de la marca y ha elegido el color azul y el logotipo de 1920, con un león fiero y conquistador. Xoil los ha completado con una serie de elementos diferentes y líneas geométricas. Típicas de su universo personal, estas líneas innovan por el rigor de su trazo particularmente preciso. Además, resaltan la idea de aerodinámica y eficiencia del Peugeot 108.  El artista ha resuelto de manera brillante el reto del tatuaje del capot. Acostumbrado al diálogo con la piel humana, debió aprender el lenguaje del cuero que absorbe la tinta de manera distinta. El resultado es convincente, lo que demuestra su capacidad para abrirse a nuevos campos creativos.

El habitáculo del Peugeot 108 Tattoo Concept se viste también de cuero, en especial en el salpicadero. En los asientos y en las alfombrillas, el cuero se combina con un tejido de lana a través de un corte limpio.

Más allá de su estética, el Peugeot 108 Tattoo Concept explora la posibilidad de realizar un vehículo personalizado único, imposible de reproducir. Además, es un paso más hacia el uso de nuevos materiales y procesos para el automóvil del futuro. En efecto, el cuero de la capota es el resultado de un curtido natural, un proceso que conserva el aspecto y el tacto propios de cada piel.

Información oficial e imágenes: Peugeot

COMENTARIOS