Google+

Martes 25 de junio de 2013
Salón del Automóvil de Buenos Aires 2013

Volkswagen Taigun: eficiente, compacto y soberbio

vw-taigun-min

Volkswagen presenta en el Salón del Automóvil de Buenos Aires el prototipo de un futuro SUV de la clase A00.

Volkswagen muestra al gran público argentino el prototipo de un nuevo SUV compacto en el Salón Internacional del Automóvil de Buenos Aires 2013: Taigun. El polivalente modelo, presentado en San Paulo, es ideal para Latinoamérica. No obstante, si el nuevo Volkswagen llegara a producirse en serie, no sólo se ofrecería en Sudamérica, sino también en el resto del mundo. Desde la perspectiva técnica, Taigun representa un acercamiento a la ultramoderna New Small Family, y complementa esta gama en su nivel superior.

El exterior del nuevo SUV (Sport Utility Vehicle) Taigun se rige por el claro y preciso ADN de diseño de Volkswagen – definido por los diseñadores jefe Walter de Silva (grupo) y Klaus Bischoff (marca) – que le confiere un aspecto muy vigoroso y de gran calidad. Taigun mide 3.859 mm de largo, 1.728 mm de ancho y 1.570 mm de alto. En relación con la longitud exterior, la distancia entre ejes ofrece una gran longitud de 2.740 mm. El resultado son cortos voladizos de la carrocería y proporciones muy atractivas. El espacioso interior del prototipo demuestra cómo Volkswagen puede ofrecer un compacto, lujoso y polivalente SUV a un precio accesible.

Nuevo motor turbo de alta tecnología de 110 CV

El Taigun de cuatro plazas equipa un nuevo motor 1.0 TSI (motor turbo de inyección directa) que desarrolla una potencia de 110 CV a partir de 5.000 rpm. El consumo medio de combustible es de sólo 4,7 l/100 km (emisiones de CO2: 110 g/km). El turbomotor de inyección directa es también un estreno mundial de Taigun: el nuevo motor amplía el espectro de los motores de tres cilindros basándose en la familia EA211 y añadiendo la inyección directa y la tecnología turbo, y abre, de este modo, un nuevo capítulo en la estrategia de downsizing de Volkswagen. El nuevo grupo propulsor es muy ahorrador y pone a disposición un elevado par de giro incluso en bajos números de revoluciones (175 Nm a partir de 1.500 rpm.). Por lo tanto, el motor de tres cilindros TSI resulta la propulsión ideal para Taigun. El nuevo motor acelera al prototipo, de 985 kg de peso, de 0 a 100 km/h en sólo 9,2 segundos. Taigun alcanza una velocidad máxima de 186 km/h en las autopistas alemanas que no disponen de un límite de velocidad general. El motor se combina con una caja manual de seis velocidades.

Sistema ‘ESC’ como efectivo programa de estabilización

Taigun, equipado con llantas de aleación ligera de 17 pulgadas y neumáticos de 205/50 R17, se desenvuelve perfectamente en terrenos difíciles gracias al alto par del motor y a su amplia distancia al suelo. No obstante, el Volkswagen ha sido concebido claramente para circular por la ciudad. Otra de las ventajas en el ámbito de la seguridad activa es el Sistema de Control Electrónico de Estabilidad ‘ESC’ que reduce significantemente el peligro de patinamiento del automóvil.

Diseño claro, potente y seguro de sí mismo

El diseño del prototipo, cuya carrocería es de color “Seaside Blue”, se corresponde con su alto concepto tecnológico. El compacto y fresco diseño exterior del Taigun es individual, soberbio, muy lógico y claro. En la vista lateral llaman la atención los guardabarros expuestos, cuya vigorosa forma se integra de forma homogénea en el área lateral del prototipo prolongándose hasta alcanzar las puertas. El frontal y la zaga del prototipo se unen mediante una línea precisa de carácter, situada debajo de las ventanas laterales, que desemboca en la columna C situada en la parte trasera. Una de las características típicas de Volkswagen es la forma individual de las columnas C en las que los diseñadores han integrado los tiradores de las puertas traseras enrasados con la carrocería y optimizados, por lo tanto, en relación con la aerodinámica. Toda la silueta irradia superioridad y seguridad.

El área inferior de la carrocería se destaca por su robusto revestimiento que integra los estribos, los pasaruedas y el segmento inferior de los paragolpes. Los cortos voladizos del prototipo son especialmente atractivos y ofrecen un buen aprovechamiento del espacio (delante: sólo 708 mm y detrás 681 mm). Por último, pero no menos importante, una práctica barra de techo, con faros LED integrados, cuyo diseño ennoblece la silueta.

Los diseñadores enlazaron intencionadamente el diseño frontal del Taigun con el de los todoterrenos de Volkswagen como Tiguan y Touareg. Al igual que estos modelos, el prototipo se caracteriza por un trazado de líneas dominado por elementos de diseño horizontales. Al igual que las otras perspectivas, el frontal del prototipo, con sus proporciones equilibradas, es también muy vigoroso y seguro, característica que subraya el, en comparación con un ancho total de 1.728 mm (sin retrovisores), gran ancho de rodadura de 1.473 mm (delante y detrás).

El diseño de la parte trasera de Taigun enlaza, asimismo, intencionalmente con el de los modelos de mayor tamaño Tiguan y Touareg. Los faros traseros se unen por una línea situada debajo del emblema VW. Directamente por debajo de esta línea se ubica la matrícula del vehículo. En general, la característica principal del diseño de la parte trasera son también líneas horizontales. El portón trasero del prototipo es de diseño bipartido, detalle que no se aprecia a primera vista. El área superior (2/3), que se prolonga hasta el borde inferior de los faros traseros, gira hacia arriba y el segmento inferior (1/3) gira en dirección a la carretera. De este modo, es posible abrir la parte superior del portón trasero individualmente.

Interior con un aprovechamiento del espacio óptimo

Análogamente al exterior, los diseñadores desarrollaron un interior cuya imagen y claridad refleja el espíritu actual de nuestro mundo urbano. Aquellos que tengan una afinidad con los teléfonos inteligentes o los tablets PC actuales, también disfrutarán del diseño, el tacto de las superficies y la disposición de los elementos de mando de Taigun.

El SUV es un ejemplo clásico de un buen aprovechamiento del espacio: detrás del portón trasero está a disposición un gran baúl con un volumen de 280 litros; rebatiendo el asiento trasero, el volumen aumenta a 987 litros. La elevada posición de asiento es típica de un SUV y se orienta en el deseo de muchos clientes de conducir un vehículo con un elevado confort al entrar y salir así como la mejor visibilidad posible. La altura libre hasta el techo delante es de 1.036 mm y detrás de 980 mm; asimismo, el amplio espacio libre para las piernas permite una comodidad elevada en la parte trasera. El asiento del conductor o de la conductora se adapta perfectamente a cualquier estatura; la columna de dirección puede adaptarse en altura hasta un ángulo de 25 grados.

Los diseñadores del interior redujeron la gran variedad de funciones consecuentemente a lo esencial. Por lo tanto, todos los elementos funcionales del interior se pueden manejar absolutamente de forma intuitiva. Gracias al diseño claro, los numerosos espacios portaobjetos y la excepcional oferta de espacio, se obtiene además una sensación espacial muy positiva. Las jóvenes combinaciones de colores y de materiales subrayan asimismo el carácter todoterreno de Taigun. Análogamente, el equipo de diseño del prototipo desarrolló también soluciones individuales para el SUV relacionadas con el manejo. Algunas de ellas son el regulador giratorio de los difusores de ventilación del cuadro de mandos a través del cual puede ajustarse, por primera vez, la temperatura y el ventilador, así como leer sus ajustes.

Taigun equipa también un sistema de infoentretenimiento integrado en el cuadro de distribución que ofrece, entre otros detalles, interfaces para conectar Smartphones corrientes. A la derecha del sistema de radio-navegación se encuentra situado el regulador de encendido (on) / apagado (off) / volumen. Debajo del sistema de infoentretenimiento se ubican los intermitentes de emergencia (centro) y los interruptores de la calefacción de la luneta trasera, de la función de descongelamiento, del climatizador y de la iluminación exterior que han sido posicionados de forma central y ofrecen un elegante aspecto de aluminio. Por encima del sistema de radio-navegación y sobre el cuadro de mandos se encuentran situados otros tres instrumentos (presión del aceite, temperatura del agua y presión de carga). Haciendo juego con estos detalles de equipamiento se ofrece un volante de cuero plano ergonómico de tres radios que se adapta perfectamente a las manos del conductor.

En general, todos los prototipos que Volkswagen presenta en los Salones del Automóvil de todo el mundo, tienen algo en común y es que todos ellos disponen del potencial para ser fabricados en serie. Por esta razón, existen grandes posibilidades de que, un día de estos, Taigun llegue a los concesionarios de Volkswagen – ¡para ello es de gran importancia la aceptación del público en general!

Además, podés ver los bocetos de diseño del Volkswagen Taigun acá.

COMENTARIOS